Inicio
Domingo 4 de noviembre de 2018
Ediciones pasadas
Suplementos
Especiales
Contacto
Listar resúmenes del 4 Nov 2018:
Picadas
Picadas
Resumen fotográfico

Domingo, 4 de noviembre de 2018, Revista Dominical
Idioma:
Tamaño:

El popular "Neco" cumplió su sueño al jugar en San José

•  Por: Deyvid Rocha Sánchez - Jefe de Redacción del periódico LA PATRIA


De niño le decían "Reneco", sobrenombre que no era de su agrado porque, según él, ese apodo era para las ranitas así que le pidió a su abuelo, le llame "Neco", para distinguirse de todos los Renés, cuál era su verdadero nombre.

Él es René Mamani Díaz, ya cumplió la media centena de años, pero cuando se lo ve en las canchas, casi todos los fines de semana, sus ojos todavía reflejan esa chispa de un jovenzuelo quinceañero emocionado por patear una pelota de fútbol.

Al igual que sus contemporáneos, de niño su sueño siempre fue jugar en San José, el equipo que representa a Oruro en la División Profesional del Fútbol Boliviano; a diferencia de muchos, cumplió su sueño y vistió la casaca de la V azulada.

No fue por mucho tiempo porque en ese entonces, el trabajo, estudio y sobre todo el esfuerzo que había que cumplir para no faltar a las tres sesiones de entrenamiento diarias, le hicieron "botar la toalla".



INICIO

"Neco", como le dicen todos quienes lo conocen, pasó toda su vida en el campamento minero San José, donde junto a todos los hijos de trabajadores fue inscrito en la escuelita de fútbol que llevaba el mismo nombre del equipo santo y por donde, pasaron jugadores que luego serían profesionales.

Lucio Escalera, fue uno de los profesores que más recuerda René, pues como dice dio "buena escuela" a todos los niños y jóvenes en ese entonces.

"Empezamos cuando teníamos siete años, empezamos en pibes, mascotas y así subimos hasta juveniles, ya en la juvenil tuve la oportunidad de participar en la súper liga que era un campeonato de inter barrios, el cual auspiciaban los periodistas, ahí se vio la calidad de jugadores que hubo porque llegaron de diferentes departamentos, de Cochabamba, Santa Cruz, jugadores profesionales, se vinieron Benjamín Robles, Justo Quispe, jugadores que pisaron San José y daba ganas de jugar porque se veía la calidad de jugadores que eran para ese entonces", recuerda.

Ya con 14 años empezó a "brillar" futbolísticamente y fue reconocido por Vicente Castro, un destacado entrenador que lo invitó a participar en Deportivo Itos, otro referente que ocupa gran parte de su corazón. Por el desempeño que tenía, subió de categorías y a esa corta edad, ya alternaba en Primera de Honor, la categoría más exigida en toda competencia, codeándose con jugadores extranjeros como Carlos Castillo y Carlos Contreras, dos chilenos que militaban en Deportivo Itos, además de José Jiménez, Javier Flores, Raúl Molina y otros, muchos otros.

"Mi primer partido en Primera lo tuve a mis 14 años, en Deportivo Itos y siempre agradeciendo al profe Vicente Castro, el cual me dio la confianza, me dio el cintillo a esa edad incluso habiendo buenos jugadores, con eso uno agarra más confianza y ritmo, por eso que los mayores siempre decían ´este muchacho tiene que salir adelante´ puesto que ponía todo de mí porque tenía muchas ganas de ser igual que ellos porque pisaban fuerte y yo recién estaba empezando era bueno aprender de ellos porque ya eran profesionales", añade.

Luego de Itos, pasó a Deportivo Enaf, donde jugó varios años después lo invitaron a Bolívar Nimbles, dos equipos muy conocidos en el ámbito futbolero orureño, como una antesala para lo que sería lo mejor de su carrera deportiva bordeando la veintena de años, llegar a San José.

"Tuve la oportunidad de participar en San José, lastimosamente en ese entonces no pude quedarme porque era mucho el entrenamiento, era en la mañana, en la tarde y en la noche, la verdad que como tenía corta edad, no podía alcanzar ese ritmo, en ese entonces la minería estaba un poco mal, no teníamos buena alimentación o algo que nos fortalezca porque el entrenamiento nos debilitaba y la verdad no pude aguantar", recuerda.

Sentados al borde una cancha de fútbol, donde se siente como en casa, comenta que la meta de todo adolescente que practicaba fútbol era vestir la casaca de San José, por lo que no se rindió y siguió entrenando por su parte, esperando una nueva oportunidad.

Esa ocasión llegó en 1994, cuando por fin pudo cumplir lo trazado, ser parte del club santo, desempeñándose como marcador central, ingresó en reemplazo de Miguel Ángel Noro en un partido que nunca olvidará: San José contra Destroyers.

"La alegría más grande que tuve en mi vida fue llegar a San José, fue mi sueño realizado, no pude quedarme mucho tiempo por cuestiones de trabajo pero ha sido mi sueño realizado, lo que no pude hacerlo de más joven lo realicé el 94, el orgullo fue que compartí con buenos jugadores, caso Roberto Pérez, Noro, (Rolando) Coimbra, estaba (Luis) Lucho Galarza, Mario Rolando Ortega, (Juan Ernesto) Lezcano, Luis Alberto ´Pinino´ Orellana, o sea era un orgullo jugar con ellos porque San José es San José y mi sueño fue hecho realidad", afirma a tiempo de destacar que jugó al menos cuatro partidos oficiales con la casaca N° 16.

Vestir esa polera fue algo inolvidable para René Mamani, pues así cumplió con lo que todo niño o joven sueña, aunque haya sido por corto tiempo, pero lo que se queda, es esa enseñanza que ahora quiere replicar en la juventud de su barrio, por eso se plantea, junto a otros amigos, crear una nueva escuelita de fútbol para beneficio de todos los niños del barrio San José.

Tras esa satisfacción, jugó en Deportivo La Joya y luego, una etapa maravillosa fue la que también vivió en Estudiantes Frontanilla, donde por cuatro años consecutivos consiguió el campeonato junto a futbolistas que ahora son como hermanos para él, entre ellos, Saúl Zurita, Vitorio Mamani, José Jiménez y Fernando Rojas (Pachuco), con quienes participó en varias copas "Simón Bolívar".

LESIÓN

No todo fue color de rosa en su vida, pues tras cumplir su sueño, un capítulo negro que todavía le afecta fue la lesión de rodilla izquierda, la ruptura del ligamento interno y externo para ser precisos, lo que lo dejó fuera de las canchas, en principio por ocho meses.

Si bien, estaba previsto que tras ese tiempo vuelva a patear una pelota, la lesión causó un desgaste del hueso de la cadera lo que le imposibilitó hasta la actualidad volver a jugar, aunque no le impide estar en los campos deportivos.

"El deporte es mi pasión y me gusta estar en las canchas, me gusta dirigir a los equipos, promocionar gente, me gusta inculcar a los jóvenes que sigan en el deporte porque es saludable para toda persona, es por eso que siempre estamos en las canchas, con uno o con otro equipo, dirigiendo o caso contrario colaborando siempre y es por esa situación que le digo a toda la juventud que practique el deporte porque el fútbol es sano y realmente nos da salud", añade.

Aunque hubo una temporada en que se resistió a ser intervenido quirúrgicamente, hoy comprendió que es necesario y ahora está convencido de que la cirugía, prevista para próximos días, le ayudará a mejorar y estar jugando en las canchas de fútbol, aunque por 15 minutos, en 2019.



SANTOS

En la actualidad funge como presidente del club Santos que participa en torneos como el campeonato obrero y otros durante al menos 31 años, dicho denominativo nace luego de haber escuchado en una transmisión radial el relato de un gol de San José, cuando el periodista deportivo gritó" "gooooool del equipo ´santo´", entonces fue ahí que decidieron llamarse "santos" para continuar practicando lo que más les gusta: el fútbol.


El tercero, de izquierda a derecha, en la fila de los de pie, es René Mamani con la casaca de San José

Ahora dirige a los "muchachos" de Deportivo Itos (segundo de izquierda a derecha)

tags: La Patria, Noticias de Bolivia, Periodico, Diario, Newspaper, El popular "Neco" cumplió su sueño al jugar en San José

Comenta con Facebook

La Patria (Oruro), noticias de Bolivia y el mundo internacional, periódico boliviano de circulación nacional, comentarios, opiniones, entretenimientos y más. Diario de circulación nacional con alcance en Oruro, La Paz, Cochabamba, Santa Cruz, Potosí, Sucre, Tarija, Pando y Beni.

© 2020 Editorial LA PATRIA Ltda.
Oruro, Bolivia

 
Invitado (Versión gratuita)

Beneficios del suscriptor
Acceder
Revista Dominical - Pág 5 de 8

Hazte fan de La Patria
      Hay 60 invitados en línea