Inicio
Domingo 21 de diciembre de 2014
Ediciones pasadas
Suplementos
Especiales
Contacto
Listar resúmenes
Picadas
Picadas
Resumen fotográfico

Domingo, 21 de diciembre de 2014, Cultural El Duende
Idioma:
Tamaño:
EL MÚSICO QUE LLEVAMOS DENTRO

Bolivia en el corazón

Para quienes empezamos escuchando los discos que se podían encontrar en Europa, poder acceder al archivo musical de Bolivia era como un sueño, encontrar El Dorado discográfico donde seguro nos esperaría todo aquello que habíamos soñado. Se trataba de escuchar la verdadera música folklórica boliviana, no las que nos mostraban los grupos argentinos o chilenos que eran quienes solían grabar la mayoría de los discos que bajo la denominación de música andina circulaban por aquí.

Porque precisamente se trataba de eso, de huir de lo que se podía escuchar en nuestros países y poder hacerlo con lo que según nuestro pobre entendimiento era la verdadera raíz de la música que nos gustaba. Y por los pocos discos que llegaban de Bolivia, aquel país se nos presentaba como algo mucho más distinto, con la autenticidad que tanto buscamos.

El adquirir aquellos primeros discos era recibir algo totalmente nuevo, los instrumentos sonaban distinto y con mucha más variedad, se escuchaban otros idiomas, otros ritmos. Un disco tras otro se oía con mucha atención, se leían los comentarios impresos en las carpetas, toda aquella información sustituía la que se conocía anteriormente. Se forjaban nuevos ídolos entre los músicos y compositores. Las fotografías de los grupos con ponchos y lluchus se convertían en el ideal, eran los valedores de aquel tesoro musical. Quienes mejor que los propios aimaras y quechuas para poder representar las tradiciones de sus comunidades. Era fácil y obligatorio llegar a la ecuación: intérprete aimara/quechua = música aimara/quechua. Y se debía defender, era imposible e irresponsable no hacerlo.

Comenzamos a conocer musicalmente los distintos departamentos y las diferencias entre ellos. Pensamos que se había llegado al final del camino, no se podía encontrar ya nada mejor. Se trataba ya de adquirir y adquirir, forjando una colección donde estaba todo lo editado desde finales de los años 60, había que atesorar semejante tesoro y disfrutarlo. Nos habíamos convertido en especialistas en la música boliviana, los mejores conocedores y quienes mejor podrían dar fe de todo lo encontrado. Desde la distancia, era muy fácil creerse la idea preconcebida, forjada por nuestros propios deseos.

En cuanto a los discos se podía encontrar todo tipo de intérpretes y estilos musicales. Si consideramos que Los Jairas fue el primer grupo "estable", marcando la formación más típica de los posteriores grupos (quena, charango, guitarra y bombo, faltando la zampoña para terminar el quinteto por antonomasia), después ha habido épocas donde ha primado distintos tipo de música. En los años 70 fue una eclosión del folklore tradicional del Altiplano. Aunque anteriormente Ruphay había mostrado una variedad mayor en la instrumentación incluyendo aerófonos de uso comunitario en sus discos (mal interpretados y en sus voces se notaba una clara influencia de los grupos vocales argentinos). Sería el Grupo Aymara quien en su primer disco Concierto en los Andes de Bolivia marcaría en cierta medida lo que surgiría más adelante. Sobre todo el tema Mi Raza (autor Clarken Orosco) mostraba otro tipo de música, una creación propia pero con base en la tradición. Después sería un grupo nacido en el rock, Wara, quien fusionaría tradición y música moderna. Sus miembros desconocían la música tradicional por lo que fueron a las comunidades para estudiarla. Con la incorporación de músicos de Grupo Aymara grabaron los discos Maya y Paya donde se mostraban por primera vez representaciones de fiestas aimaras, encadenando distintas danzas e instrumentos. En las presentaciones en vivo creaban el ambiente de una fiesta incluyendo efectos y sonidos ambiente. Al mismo tiempo de estas incursiones en la tradición, coexistían otro tipo de música cuyo principal impulso era mostrarla estilizada, basado sobre todo en una gran interpretación instrumental (Savia Andina) o añadiendo un temario más romántico (Kjarkas). En los 80 grupos como Mallku de los Andes o Rumillajta (algunos de los componentes han participado indistintamente en ambos grupos) comenzaron a marcar un nuevo rumbo, conviviendo con los grupos que intentan mostrar la música nativa (el caso de Kollamarka). Pero aunque ya era bastante conocido, la fama internacional surgida a partir de un plagio de una de sus canciones, los Kjarkas tuvo una proyección inimaginable, constituyéndose en el grupo más famoso en Bolivia. Lo peor de esto fue la cantidad de grupos surgidos a su estela cuyo único propósito era parecerse a ellos y aprovechar el tirón comercial. Así los 90 sería campo abonado a ese tipo de música, con letras románticas y música muy simple, donde comienzan a primar los ritmos bailables de los grandes desfiles: morenadas, caporales (en los discos aparecían como saya, simplificando la música negra de la zona de Los Yungas), cullaguadas… es en estos años cuando los discos parecen casi todos iguales entre sí, tal vez ese sea el motivo por el que surge Música de Maestros, rescatando los música de principios del siglo XX y convirtiéndose en una orquesta criolla donde cada año edita un nuevo disco (al final también terminan haciendo siempre lo mismo). Con el nuevo siglo continúan los ritmos "calientes" (no hay disco sin morenadas, cuando en los 70 o primeros 80 era raro encontrarlas),y comienzan a crearse grupos tipo estudiantina (Alaxpacha, Quiabaya..).

Esto sería un resumen muy simplista de la discográfica boliviana. Pero siempre centrado en la música de las grandes ciudades (sobre todo La Paz y Cochabamba), pero al mismo tiempo había una gran cantidad de discos de intérpretes mestizos de Potosí (Bonny Alberto Terán, Ruperta Condori…), y muy pocos de las comunidades indígenas (el famoso disco de los Comunarios de Niño Corin, o la gran grabación de Sumac Horckos de Cacachaca)



Tomado de www.delosandes.com)

tags: La Patria, Noticias de Bolivia, Periodico, Diario, Newspaper, Bolivia en el corazón

Comenta con Facebook

La Patria (Oruro), noticias de Bolivia y el mundo internacional, periódico boliviano de circulación nacional, comentarios, opiniones, entretenimientos y más. Diario de circulación nacional con alcance en Oruro, La Paz, Cochabamba, Santa Cruz, Potosí, Sucre, Tarija, Pando y Beni.

© 2017 Editorial LA PATRIA Ltda.
Oruro, Bolivia

 
Invitado (Versión gratuita)

Beneficios del suscriptor
Acceder
Cultural El Duende - Pág 12 de 12  
Servicios
Lo más visto
Noticias Bolivia     Minería       Deportivo     Cultural        Policial    Editorial         Ecología        Necrológicos    Avisos  Internacionales         Cultura       Oruro      Arte     Económicos      Tu Espacio
Guía Telefónica 2011

Nombre o Dirección
Número de teléfono
Gentileza de: OruroWeb      Coteor
Hazte fan de La Patria
Radio Mediterráneo FM 96.3 en vivo
MEDITERRANEO FM
      Hay 219 invitados en línea